Hay varias opciones para tomar aceite de CBD:

  • Ingesta con alimentos. Muchos pacientes utilizan el aceite de CBD como un suplemento dietético bastante sabroso. La mejor opción es añadir aceite a las ensaladas, sopas y pastas.
  • Recepción con bebidas. Puedes simplemente añadir aceite de CBD al agua, al té, al café, al zumo o a cualquier otra bebida. Por el momento, no hay restricciones para mezclar el aceite de CBD con las bebidas.
  • El uso de aceite puro. Basta con gotear la cantidad justa de aceite bajo la lengua. Este método es ideal para aquellos que quieren sentir el efecto lo más rápido posible.

Además de la forma de aceite de CBD, se puede utilizar en forma de cápsulas y otras formas convenientes. Actualmente, el mercado de los aditivos bioactivos ofrece muchas opciones.
En cuanto a la dosis, no hay normas uniformes. Los médicos recomiendan empezar con 1-5 gotas al día. Si es necesario, puede aumentar la dosis a 10 o más gotas al día. La dosis elegida debe tomarse durante al menos 3-5 días, y sólo entonces aumentar. En este caso, la dosis diaria debe dividirse en 2-3 dosis.
A la hora de elegir la dosis, es necesario tener en cuenta el estado del paciente, la intensidad de los síntomas y las particularidades individuales del organismo. Si se detectan efectos secundarios, reduzca la dosis o deje de tomar el medicamento temporalmente. De forma alternativa puedes probar las gomitas de CBD

This post is also available in: English (Inglés) Deutsch (Alemán) Italiano